Arte

Inicio México, Pintura Historia de México de Rivera

Historia de México de Rivera

Publicado por A. Cerra

El gran pintor del Muralismo mexicano sin duda alguna es Diego Rivera, y lo es especialmente por obras como esta: los grandes frescos que decoran el Palacio Nacional en la Ciudad de México, una obra que pintó entre los años 1929 y 1935.

Mural con la historia de México de Rivera

En realidad esta obra se trata de un gigantesco ciclo de pinturas en la que aparecen cientos de personajes con los cuales el autor pretende reflejar toda la historia de su país. Pero no solo por contar, alabar o criticar acontecimientos y personajes del pasado. En realidad, lo que pretende Rivera es hablar de los avatares históricos mexicanos y hacerlo en un tono comprensible para su pueblo, para que puedan apreciar que supusieron episodios como la Revolución.

No obstante, la Revolución mexicana no es más que uno de los capítulos principales de estas pinturas y del relato de México. Todas las paredes que rodean las escalinatas del Palacio Nacional están pintadas, sin dejar ni un solo hueco vacío, con una característica que se llama “horror vacui”.

El ciclo comienza con las imágenes de la pared norte donde se alude a las culturas precolombinas que habitaban este territorio antes de la llegada de los españoles. Mientras que en la pared principal está relatada la historia desde la Conquista. Y por fin, la pared sur la dedica a plasmar su propia visión del presente de su país, así como su idea del futuro que les espera.

No obstante, lo más famoso es la zona que vemos en la imagen, la pared principal. Y dentro de ella uno de los paramentos más queridos y valorados es ese que en el que se ve la figura del mismísimo Emiliano Zapata en lo más alto, con su célebre lema de “Tierra y Libertad”. Por cierto, Zapata fue un personaje que aparece varias veces en la obra de Diego Rivera, entre ellas en fresco que se expone en el MoMA de Nueva York y que se titula el Caudillo agrario Zapata.

No obstante no solo se distingue a Zapata, hay otros héroes mexicanos como Carrillo Puerto. Mientras que en otros tramos de los frescos aparecen personajes como Francisco Madero, Venustiano Carranza o Pancho Villa con sus famosas cartucheras cruzadas sobre los hombros.

Otro de los símbolos mexicanos es el gran águila que se ve en su bandera y que también aparece aquí en el centro de la pared. Un águila que se está comiendo una serpiente y que se posa entre los cactus de nopal tan habituales en el país. De este modo esa imagen es como una continuidad entre el México antiguo y de orígenes indios, y en el nuevo que estaba surgiendo en las primeras décadas del siglo XX.

Categorías: México, Pintura