Arte

Inicio Pintura, Vanguardias Artísticas del siglo XX Reading-work-piece de Köpcke

Reading-work-piece de Köpcke

Publicado por A. Cerra

Estamos ante una obra que realizó el pintor alemán Arthur Köpcke (Hamburgo, 1928 – Copenhague, 1977). Se trata de un gran lienzo pintado en el año 1965 y en la actualidad es propiedad del Neues Museum de la ciudad alemana de Nuremberg.

La tela representa a una escala gigante un crucigrama, similar al que aparece a un tamaño más pequeño en los diarios. Y se nos muestra vacío y con una frase en la que se puede leer “insertar palabras”.

Reading-work-piece de Köpcke

Reading-work-piece de Köpcke

Una obra propia de los movimientos de vanguardia de mediados del siglo XX. Concretamente un arte adscrito al movimiento Fluxus, una corriente artística que fundó el artista lituano Maciunas, y al que pertenecieron otros creadores como Joseph Beuys o la propia artista japonesa: Yoko Ono.

Este movimiento artístico promulgaba cierta trivialización en el arte. Buscaba la simplicidad sin excesivos ensayos ni pruebas previas, y era un grupo de artistas que renunciaba en cierto modo al factor mercantil del arte y pensaba que una perfomance improvisada era un acto artístico único, irrepetible y muy alejado del aspecto más institucional del arte.

Pues bien. La obra Arthur Köpcke se integra dentro de ese movimiento y es un buen ejemplo de que muchos de esos principios han ido variando y evolucionando con el paso de los años. En primer lugar, porque a día de hoy se trata de una obra valorada en una suma considerable de dinero.

Si el tema económico vemos que ha cambiado mucho, también lo ha hecho en el apartado institucional, al formar parte de una importante colección de arte de este prestigioso Museo de Nuremberg.

Y por último, hay que mencionar que esta obra ha sido el protagonista de una noticia muy curiosa en el año 2016. El cuadro estaba expuesto en dicho museo y una anciana de más de 90 años, la vio, leyó el cartel de “insertar palabras” y no lo dudó. Sacó su bolígrafo del bolso y comenzó a rellenar las casillas con palabras a su antojo.

Un acto que se ha calificado de agresión a la obra de arte. Pero quizás su autor y los miembros del Grupo Fluxus estarían contentos con esta acción. No deja de ser una perfomance, un tanto irreverente, un acto cargado de simpleza y trivialidad. Si bien, está claro que sus propietarios no opinan lo mismo.

Crucigrama tras el acto de 2016

Crucigrama tras el acto de 2016

Categorías: Pintura, Vanguardias Artísticas del siglo XX