Arte

Inicio Arquitectura, Gótica El Gótico tardío (III)

El Gótico tardío (III)

Publicado por Chus

capilla-condestable.jpg

En Praga, en la corte imperial de Carlos IV (1346-1378), cabeza del Sacro Imperio Romano Germánico, se construyó la catedral de San Vito, con planos del arquitecto francés Matthias de Arras. Así su diseño recuerda a las catedrales francesas de Chartres y Reims, con su cabecera, coro y capillas radiales. Pero, en cambio las secciones superiores de la cabecera, y gran parte del resto del edificio, son obra del arquitecto alemán Peter Parler, llamado a Praga tras el fallecimiento de Arras en 1352. Cuando emprende las obras, aparecen las peculiaridades constructivas de la catedral, como es el triforio vidriado, que casi parece ser una continuación del grandioso piso superior. Esta idea de simplificación del alzado a dos pisos, en vez de los tradicionales tres (naves, tribuna, triforio), es característico del gótico tardío con su tendencia a la unificación de elementos que aparecen en varias iglesias de la época. El triforio y el piso superior son elementos dispuestos diagonalmente contra los pilares, dando así al diseño del coro un sabor único, ya que los elementos diagonales son ventanas pequeñas de tracerías en forma de trébol rodeadas por pequeños arcos con adornos foliculares. En la parte inferior aparecen los retratos de los benefactores del edificio, en una serie de bustos esculpidos, entre los que aparece un posible autorretrato de Peter Parler. La bóveda del coro (1385), es reticular, unificando visualmente la superficie en una estructura continúa. La gran semejanza existente entre los diseños de Parler y el tipo de bóvedas inglesas de Gloucester, hace creer que quizás conociese o hubiese visto dibujos de este tipo de bóveda.

En Inglaterra, la capilla del “King´s College» (1446-1515) fue una de las últimas construcciones eclesiásticas del siglo XV construidas en el estilo gótico. Diseñada para una comunidad escolar, ya que es la capilla del Colegio mayor del mismo nombre en la Universidad de Cambridge, difiere por tanto de la de una comunidad monástica, o una parroquia del campo o de la ciudad. Consta de una sola nave y un gran coro de doce intercolumnios rectangulares, que forman un espacio único totalmente proporcionado. Las bóvedas de abanico fueron diseñadas por John Wastell, maestro de obras que aparece registrado en la capilla hacia 1486. Las bóvedas estaban construidas en parte con las tradicionales bóvedas de crucería (con los nervios y las retículas aplicados por separado) y, en parte como el claustro de Gloucester, donde la superficie de la bóveda se trata como una escultura en relieve, con los nervios y retículas tallados directamente del mismo bloque de piedra.

La “Capilla del Condestable” en la catedral de Burgos (España) es prácticamente contemporánea que la capilla del “King´s College” y fue obra de Simón de Colonia. La bóveda que la corona es una estrella de ocho puntos que recuerda las bóvedas estrelladas islámicas, compuesta por nervios que se entremezclan y delimitan secciones de textura lisa, que rodean un ornamento interior de estrella con una red abierta de tracería curvilínea de estilo “flamígero”. Las claves adornadas y sobresalientes llevan escudos de armas y acentúan las puntas de la estrella interior y su centro. El contraste entre la rica ornamentación y una zona lisa es característico de España. Otra capilla funeraria semejante es la llamada del “Condestable” en la catedral de Toledo (España), encargada por Don Álvaro de Luna (valido de Juan II) a Hanequín de Bruselas (1430-1449), cubierta también con una bóveda de nervios de forma estrellada.

Categorías: Arquitectura, Gótica