Arte

Inicio Pintura, Renacimiento Batalla de San Romano, Paolo Uccello

Batalla de San Romano, Paolo Uccello

Publicado por Laura Prieto Fernández

La Batalla de San Romano es un tríptico renacentistas realizado por el artista renacentista Paolo Uccello (1397- 1475) en temple sobre tabla. La obra representa una de las batallas más famosas de la época cuando el ejército florentino venció, en tan solo ocho horas y sin ningún muerto, a las tropas sienesas que representaban el poder de los Visconti. La datación de la obra es incierta y, aunque a primera vista son recurrentes los ecos medievalistas de la misma, parece ser que está fechada hacia la mitad del siglo XV.

Durante mucho tiempo se pensó que las tablas fueran encargadas por Cosme de Medici aunque hoy parece más probable que la obra responda a un encargo de Bartolini Salimbeni. Las tres tablas representan: Tolentino liderando a los florentinos, Contraataque de Cotignola en la batalla de San Romano y El triunfo sobre Della Ciarda.

La obra de Uccello tiene claros ecos medievalistas; los caballos y jinetes nos remiten a las Crónicas de Froissart. Realmente la lucha que se lleva a cabo no parece una guerra, los caballos tienen poco de realista, parecen anquilosados y los jinetes con sus enormes lanzas y pesadas armaduras producen una sensación de pesadez. La perspectiva viene dada por las mismas lanzas remitiendo a elementos de la tradición gótica.

Sin embargo Uccello también capta en su obra algunos de los rasgos más significativos del arte renacentista: caballeros y caballos se caen y retuercen en las posturas más inverosímiles, los escorzos son una constante en todas las tablas y el estudio de las distintas posiciones innegables. El artista ha trabajado escorzos en las más variadas posiciones junto con el movimiento, el reciente descubrimiento de la perspectiva era la pasión de Uccello. Además las relaciones que éste mantenía con Masaccio uno de los grandes artistas que primero trabajaron la perspectiva, eran innegables.

Además en las figuras podemos ver, pese a la pesadez de las armaduras, el aspecto escultórico de las mismas. Así la obra del maestro cuatrocentista será la fuente de la que muchos otros artistas beban inspirándose en sus figuras cargadas de monumentalidad.

Pero será quizás el movimiento sea el elemente trascendental en la obra de Uccello. La composición en sí misma trasmite dinamismo e inestabilidad sin embargo, la obsesión del humanista por el movimiento se desarrolla en cada una de las figuras que componen las tres tablas, todas son elementos dinámicos que interactúan con el espectador.

Uccello utiliza en el cuadro colores brillantes y poco naturalistas procedentes de la tradición gótica; los rojos y blancos actúan como punto de fuga, algunos los caballos aparecen representados con colores irreales como el azul… La luz también está alejada del naturalismo renacentista, se trata de una luz ilusoria e irreal creada precisamente para otorgar una sensación teatral en el espectador.
Actualmente las tres tablas que componen el tríptico se encuentran dispersas en tres museos distintos: la National Gallery de Londres, La Galería de los Uffizi de Florencia y el Museo del Louvre de Paris.

Categorías: Pintura, Renacimiento

No hay comentarios para “Batalla de San Romano, Paolo Uccello”