Arte

Inicio Pintura, Vanguardias Artísticas del siglo XX Las Meninas de Eduardo Hermida

Las Meninas de Eduardo Hermida

Publicado por A. Cerra

A veces las intervenciones artísticas nos sorprenden al darnos cuenta de que el arte puede estar mucho más apegado a la realidad de lo que creemos. Y que incluso puede tener un elevado poder de transformación social. Es cierto que hay muchas obras de arte completamente alejadas del común de la población y que no aportan mucho más allá que esnobismo a sus propietarios. Pero hay otras bien distintas, y hoy traemos un ejemplo de ello: las Meninas que pintó Eduardo Hermida en el barrio de Canido de Ferrol en la provincia gallega de A Coruña.

Meninas de Canido

Obviamente se trata de una interpretación del célebre cuadro de Velázquez de Las Meninas. Una imagen tremendamente conocida que han interpretado otros grandes artistas entre ellos Picasso. Y es que como dice Hermida se trata de un obra con un enorme valor pop, por lo que es idónea para una interpretación actual y callejera.

El caso es que Eduardo Hermida es una artista que vive en el propio barrio de Canido de la ciudad gallega de Ferrol. Una urbe azotada por la crisis industrial tras el cierre de sus astilleros navales históricos. Esa crisis llevó a que el barrio de Canido entrará en un lento pero continuo proceso de degradación, ya que poco a poco se iban abandonando casas.

Pero Hermida en el año 2008 decidió hacer una pintura callejera en una de esas fachadas abandonadas. Su propósito inicial era dar una nota de color en un entorno gris. Y seguramente ni imaginaba en lo que aquello iba a derivar. Esa primera pintura por supuesto que tuvo detractores, pero también buenas críticas por parte de los vecinos. Eso provocó que el artista llamará a más amigos suyos para que hicieran pinturas murales inspiradas en el más famoso de los cuadros de Velázquez.

Meninas de Canido

Una primera intervención que ya contó mayoritariamente con el apoyo vecinal, y así hasta hoy cuando una década más tarde en el barrio de Canido hay más de 300 obras inspiradas en Las Meninas velazqueñas. Con ellas no solo se ha dado color al barrio, también el arte ha servido para revitalizarlo, ya que entre otras cosas existe una exitosa ruta turística cada vez más demandada.

Sin olvidar que cada año hay un encuentro en el que se incorporan nuevas obras y acuden artistas de todo el mundo, cada uno de ellos con sus propias técnicas y estilo artístico. Por ello las Meninas de Canido son un buen muestrario de las tendencias artísticas urbanas más vigentes en la actualidad.

Y además ha servido para promover otras iniciativas que unen arte, cultura y economía. Por ejemplo, una app para los teléfonos móviles con la información de las pinturas y con obras digitales creadas para esa medio de reproducción, ya que ahí se puede ver por ejemplo murales animados. E igualmente se ha promovido la creación de un mobiliario urbano exclusivo, en el que también se le rinde homenaje al cuadro barroco de Velázquez.

En definitiva, una muestra de que el arte puede tener un impagable valor social.

Categorías: Pintura, Vanguardias Artísticas del siglo XX