Arte

Inicio Arquitectura, Contemporánea Torres Kio, Madrid

Torres Kio, Madrid

Publicado por Laura Prieto Fernández

La Puerta de Europa de Madrid más popularmente conocida como las Torres Kio son dos grandes rascacielos ubicadas en las inmediaciones del Paseo de la Castellana de la capital española. Las puertas urbanas aparecen fuertemente vinculadas a la historia de Madrid casi desde la Edad Media; éstas se desarrollaron primero como acceso a la ciudad amurada y posteriormente como monumento conmemorativo dentro de la propia urbe. En este sentido, la Puerta de Europa se vincula a la fortísima tradición arquitectónica de la ciudad a la vez que constituye un símbolo del progreso económico y cultural de la capital madrileña.

images

Las Torres Kio son dos grandes rascacielos famosos por ser los primeros en levantarse inclinados quince grados sobre el eje vertical. El proyecto fue realizado por el prestigioso arquitecto norteamericano Philip Johnson; Johnson estudió arquitectura en la universidad de Harvard en la década de los cuarenta, donde pudo conocer la concepción arquitectónica de Walter Gropius. Pese a terminar sus estudios con numerosas condecoraciones el arquitecto se interesó por otras disciplinas hasta la década de los sesenta cuando se asoció con John Burgee. También colaboró con Mies Van der Rohe cuya concepción simplicista de la arquitectura le influyó poderosamente. En la actualidad Johnson está considerado como uno de los mejores arquitectos de la época contemporánea y en 1979 fue galardonado con el prestigioso premio Pritzker.

El sobrenombre de Torres Kio viene de la constructora Kuwait Investments Office qué fue la encargada de promover el proyecto. Las obras comenzaron en 1989 y en 1996 fueron inauguradas. La Puerta de Europa I es en la actualidad la sede de Caja Madrid mientras que la Puerta de Europa II lo es de la constructora Realia. La construcción está realiza en acero y una caja interna de hormigón armado que constituye en núcleo de los edificios, sustenta el peso de la mayor parte de la construcción y en cuyo interior se encuentran las escaleras y el hueco para los ascensores. El secreto de su inclinación reside en unos cables de acero que se unen a un contrapeso subterráneo realizado en hormigón y que evitan que los empujes cedan hacían el lado de la inclinación. Para reforzar el armazón se incluyó en la fachada diversos elementos triangulares – aspas en las fachadas laterales y divisiones en las fachadas norte y sur- que otorgaban mayor solidez a la construcción y evitaban futuras deformaciones.

Parece ser que el arquitecto Phiplip Johnson pudo inspirarse en un boceto del artista vanguardista Alexander Rodchenko para realizar la famosa Puerta de Europa sin embargo en el proyecto del arquitecto también se pude apreciar la influencia arquitectónica de Van der Rohe con formas geométricas simples carentes de decoración y revestimientos pulidos que ofrecen juegos de luces en el exterior de los edificios. Johnson pretendía acabar de una vez por todas con la verticalidad que desde sus orígenes había estado vinculada con los rascacielos; las formas rectas debían ser superadas para dar paso a una arquitectura que siguiese resultando útil pero cuyo concepto fuese la innovación.

Categorías: Arquitectura, Contemporánea