Arte

Inicio Escultura, Renacimiento Sepulcro Reyes Católicos, Fancelli

Sepulcro Reyes Católicos, Fancelli

Publicado por Laura Prieto Fernández

El sepulcro de los Reyes Católicos es una obra escultórica de estilo renacentista realizada por el artista italiano Domenico Fancelli.

Pese a que Fancelli (1469 – 1519) nació y se formó en Italia, sus obras más conocidas fueron para comitentes españoles. Aún hoy son pocos los datos que se conocen de la vida del autor. Nacido en Settignano, una región cercana a Florencia, Fancelli debió formarse en algún taller cercano entre Florencia y Roma aunque el dato no es del todo conocido. El conde de Tendilla fue uno de los mejores comitentes de Domenico Fancelli, éste seguramente conocería al escultor en alguno de sus viajes a Italia y encandilado por las formas bien definidas y simples de Fancelli el conde decidió encargarle el sepulcro de su hermano. Así Domenico Fancelli se convirtió en uno de los autores italianos que acercaron y dieron a conocer las formas estilísticas del Renacimiento en la Península Ibérica.

3aladerchadelaimagenmau

Precisamente la obra que aquí nos ocupa también fue encargada por el conde de Tendilla; Fancelli ya había trabajado para los Reyes Católicos realizando el sepulcro del infante Don Juan, el escultor italiano siguió el mismo modelo para realizar el cenotafio de sus padres.

En 1504 falleció Isabel la Católica, años después en 1516 lo hizo su marido Fernando el Católico; ambos habían dispuesto ser enterrados en la Capilla Real de la Catedral de Granada, creada para tal efecto. Dos años de la muerte del monarca el conde de Tendilla encomendó a Fancelli la realización del sepulcro, éste realizó la obra en Génova y terminó los últimos detalles en Granada en 1517.

Se trata de un cenotafio realizado en mármol de Carrara que alberga dos yacentes y con forma de talud. El escultor puso especial cuidado en la representación de los monarcas: Fernando ataviado con armadura sustenta una espada entre sus manos, aparece peinado con una melena según la moda de la época, del cuello le cuelga un espléndido medallón con la imagen de San Jorge patrón de Aragón. Por su parte Isabel la Católica también aparece representada según la moda de la época y porta un gran collar, esta vez con la imagen del patrón de Castilla, Santiago. Ambos santos aparecen representados de nuevo en los laterales cortos del sepulcro de manera más pormenorizada, San Jorge en plena lucha contra el dragón y Santiago combatiendo contra los moros.

El sepulcro aparece decorado con multitud de elementos clasicistas: pequeños puttis, decoración vegetal, animal… Pero también representaciones de la vida de Cristo – aparece el bautismo y la resurrección en sendos medallones- y cuatro apóstoles en cada uno de los lados. Para evitar la ampulosidad de las esquinas Fancelli colocó cuatro esculturas de grifos y a los pies de los monarcas la representación de los leones, símbolo de poder y realeza. A los pies una gran cartela sostenida por puttis ensalza la figura de los monarcas.

Años después, el sepulcro de los Reyes Católicos realizado por Fancelli serviría de modelo para otro cenotafio real, el de Felipe el Hermoso y su esposa Doña Juana realizado por el artista Bartolomé Ordoñez.

Categorías: Escultura, Renacimiento