Arte

Inicio Escultura, vanguardia Supermarket Lady, Duane Hanson

Supermarket Lady, Duane Hanson

Publicado por Laura Prieto Fernández

Supermarket Lady es una de las obras más conocidas del artista hiperrealista Duane Hanson. Hanson (1925 – 1996) hijo de inmigrantes rusos nació en Minnesota y estudió en las Universidades de Washington y Malacaster. Durante los años cincuenta se trasladó a Alemania donde comenzó a trabajar como docente y a experimentar con nuevos materiales para después volver a Estados Unidos donde fijó su residencia y desarrolló la mayor parte de su trabajo artístico.

Duane Hanson supermarketlady

En una época donde la estética pop imperaba en los círculos artísticos, Hanson desarrolló un trabajo basado en el hiperrealismo y teñido de una fuerte crítica social. Las obras amables y coloristas de artistas como Warhol o Lichtenstein se contraponen con la brusca realidad americana que este escultor plasma en sus obras. Si bien ambas tendencias están basadas en la cotidianidad y realismo de la representación, el escultor americano se aleja de la frivolidad de la estética pop para llevar a la escultura a un nuevo terreno artístico donde el realismo llega a ser obsesivo.

Sus esculturas son exentas y de un tamaño mayor que el natural. Están realizadas a partir de un molde de escayola vaciado y utilizando materiales novedosos como la fibra de vidrio, el polivinilo o la resina epoxy que se combinan con objetos reales para completar la apariencia de sus personajes.

Hanson destacó por la colección American Drean o Sueño Americano de la que la obra Supermarket Lady es uno de los mejores exponentes. La serie representa personajes de la sociedad americana que tratan de encajar a la perfección en unos parámetros sociales predeterminados; son los residuos de una sociedad exitosa que en su más profunda imperfección tratan de encajar en ese Sueño Americano. Así el artista realiza una fuerte crítica social a un modelo idealizado de sociedad y en sus obras son recurrentes temas como el abandono social, la corrupción, el consumismo o la ordinariez. Los personajes de Hanson están completamente alejados de los parámetros de belleza que regían la sociedad americana y pese a ello, se pretende que el espectador establezca una vínculo con la obra a través de ese “no encajar” del que alguna vez, todos somos partícipes.

En esta ocasión se nos presenta el alter ego de la perfecta ama de casa americana haciendo la obra. Hanson representa una mujer obesa y decrépita, demasiado envejecida para su edad que pasea apesadumbrada con un carrito de la compra lleno de comida, en su mayoría basura. Aparece ataviada con una falda de tubo y un jersey rosa demasiado ajustado para su corpulenta figura, en su cabeza aún aparecen los rulos del peinado semicubiertos por un pañuelo de raso amarillo. Su aspecto es taciturno e incluso preocupado, parece encerrada en sí misma y ajena al mundo que le rodea.

Pese a lo grotesco de la representación el artista nos abre un camino hacia la reflexión, la individualización del ciudadano frente a una masa colectiva. Supermarket Lady es una lanza a favor de la individualización, del colectivo que no está representado en ese Sueño Americano pero que sin embargo participa de él como parte de su sociedad.

Categorías: Escultura, vanguardia