Arte

Inicio Barroco, Pintura Ciclo de la vida de María de Médicis, Rubens

Ciclo de la vida de María de Médicis, Rubens

Publicado por Laura Prieto Fernández

A lo largo de los años muchos artistas han sido reconocidos por la calidad de sus pinturas y la importancia de los encargos realizados, pero pocos artistas han realizado encargos tan importantes y destacados como el que el artista Rubens realizó para la reina regente de Francia María de Médicis. Los ciclos de pinturas como este que analizamos aquí, eran comunes en la época a la hora de decorar nuevas construcciones palaciegas de monarcas o nobles. Cuando éstos necesitaban un buen número de lienzos que adornasen sus paredes.

Peter_Paul_Rubens_035 (1)

Pedro Pablo Rubens (1577 – 1640) es una de las figuras más destacadas de la estética barroca en Flandes. El artistas nació en el seno de una familia acomodada que le garantizó una cuidada educación, desde muy joven entró en el taller de algunos pintores locales de los que apenas pudo aprender nada; su capacidad artística a menudo superaba rápidamente la de sus maestros. Quizás más relevante para su formación que los estudios realizados en Amberes fuese el viaje que el artista realizó a Italia donde pudo estudiar a los grandes pintores renacentistas como Miguel Ángel o Tiziano y conocer de primera mano los adelantos en la estética tenebrista de Caravaggio.

Las obras del artista fueron reconocidas por la elegancia y el dinamismo de sus composiciones, las figuras voluminosas y el llamativo colorido, quizás por ello el artista fue uno de los pintores más afamados y reconocidos de su tiempo. Realizó encargos tanto en Italia como en Amberes o España. Durante la primera mitad del siglo XVII, en torno al año 1621 el artista realizó un importante ciclo pictórico –en realidad fueron dos encargos con dos ciclos pictóricos, pero algunos expertos los consideran como uno sólo ya que su temática siempre gira alrededor de la monarca- para María de Médicis (1575 – 1642). Las obras pintadas por Rubens estaban destinadas a decorar el primer piso del Palacio de Luxemburgo y en total se podían contar al menos veintiún lienzos distintos con temática alegórica y tres retratos de la reina junto con sus padres. Con este gran ciclo de obras la monarca regente -María ocupaba el trono de Francia desde la muerte de su marido Enrique V ya que su hijo tan sólo contaba con nueve años de edad- trataba de reforzar su poder ante las posturas cada vez más pretenciosas de poder por parte del propio Luis XIII.

El programa iconográfico de toda la serie fue llevado a cabo por el abad de Saint-Ambroise aunque debemos señalar que también participó en su ejecución la propia regente y el artista, además del conocido Cardenal Riquelieu. Y si bien es cierto que el artista se trasladó a Francia para realizar los bocetos de los lienzos, los cuadros en sí fueron realizados por el propio taller d Rubens en Amberes, de otra manera hubiese sido completamente imposible terminar en tan sólo un año, en 1625 los cuadros ya colgaban de las paredes del Palacio de Luxemburgo, tal cantidad de lienzos.

Categorías: Barroco, Pintura